¿Necesita ayuda?93 535 12 60

Bíceps femoral, la pesadilla de los deportistas

Escrito por el Noviembre 21, 2013 en Por tu salud, Tendencias | 0 comentarios

Bíceps femoral, la pesadilla de los deportistas

Leo Messi recibió ayer su tercera Bota de Oro, que le premia como máximo goleador europeo en la pasada campaña. A pesar de ello, el delantero azulgrana sigue en horas bajas por su lesión en el bíceps femoral, un tormento que le lleva persiguiendo este 2013. El Dr. Bigas nos explica como prevenir y cuidar este tipo de lesiones musculares.

Las lesiones musculares son un problema habitual entre los deportistas en general. El futbolista, debe cuidar con esmero la musculatura de muslos y piernas. Los músculos isquio-tibiales , y el bíceps femoral en especial, suelen sufrir en exceso, sobretodo en jugadores de carrera explosiva.

Precisamente ésta segunda es uno de los últimos casos de rotura muscular de uno de los futbolistas más famosos. Leo Messi, por quinta vez en un año, abandonó el césped en medio de un partido del Barcelona por culpa de una rotura muscular en el bíceps femoral de la pierna izquierda.

No es la primera vez que el jugador sufre una lesión de este tipo. Entre el 2007-08 y el vigente año suma, entre elongaciones y rupturas fibrilares, cinco en el de la pierna izquierda y cuatro en la derecha. ¿Qué causa estas lesiones? El Dr. Bigas te da las claves.

Prevención y tratamiento de las lesiones en el bíceps femoral

“Además de una buena forma física general, se debe incidir en los ejercicios de estiramiento muscular en muslos, antes y después de cada entrenamiento. Deben descartarse dismetrias de caderas, que provocan mal funcionamiento de las cadenas musculares en muslos. Se pueden corregir con plantillas ortopédicas.

Además , hay otros factores a tener en cuenta, para un buen metabolismo muscular: una nutrición adecuada – cualquier déficit de nutrientes, debilita el músculo – y una buena higiene buco-dental – cualquier caries dental, puede intoxicar la sangre – son piezas claves para prevenirlas ya que, en ambos casos, si el músculo no está bien alimentado, a través de la sangre, esto puede provocar recidivas y cronificación de una rotura muscular.

Un buen tratamiento para las roturas musculares crónicas, en isquios, son las sesiones de fisioterapia con diatermia.”

Compartir

Leave a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *