¿Necesita ayuda?93 535 12 60

¿Cómo puedo quedarme embarazada con Reproducción Asistida?

Escrito por el marzo 16, 2018 en Avances, Lo último en salud, Por tu salud, Selección de centros, Selección de doctores, Tendencias, Top Doctors | 0 comentarios

Existen numerosos factores que afectan a la fertilidad, tanto del hombre como de la mujer. Desde los hábitos de vida y alimentación, hasta la edad y la genética, pasando incluso por la contaminación del entorno o el estrés del día a día. Así, muchas no han conseguido ser padres tras pasar un año intentándolo, lo cual puede significar que existen problemas de fertilidad en uno o ambos miembros de la pareja y necesitan la ayuda de las técnicas de Reproducción Asistida para concebir.

Cómo quedar embarazada con técnicas de Reproducción Asistida

¿Cómo puede ayudarme la Reproducción Asistida a tener hijos?

 

Después de un año intentando ser padres sin éxito, se recomienda visitar a un especialista en Reproducción Asistida para que haga un estudio de la fertilidad y aconseje el método de Reproducción Asistida más conveniente en cada caso. Los avances tecnológicos en Reproducción Asistida han desarrollado diversos tratamientos eficaces para las diversas situaciones o problemas de fertilidad. Los principales tratamientos de Reproducción Asistida son los siguientes:

  • Estimulación ovárica: la estimulación ovárica es un proceso que suele realizarse para mejorar los resultados de otras técnicas de Reproducción Asistida. Tal como describe la Dra. Marbán Bermejo, especialista en Reproducción Asistida, “la Fecundación in Vitro y la Inseminación Artificial necesitan un mayor funcionamiento de los ovarios para tener varios óvulos y aumentar las posibilidades de embarazo”. Este proceso consiste en observar la ovulación y administrar en el momento indicado hormonas específicas para producir más de un óvulo.
  • Insmeminación artificial: es un tratamiento sencillo y el más frecuente, que puede desarrollarse tanto con el semen del cónyuge o con muestra de un donante. En este proceso se realiza la estimulación ovárica para implantar dentro del útero de la mujer la muestra de semen en el momento indicado para aumentar las posibilidades de fecundación. Según los datos que nos remite la Dra. Fernández-Shaw Zulueta, la probabilidad de éxito de la inseminación artificial es de un 15-20% por cada intento, y aumenta a un 35% al tercer intento.
  • Fecundación in Vitro (FiV): este es el tratamiento más complejo, ya que consiste en extraer los óvulos e inseminarlos con espermatozoides en el laboratorio para posteriormente implantarlos en el útero de la mujer ya fecundados. Nuestro experto Dr. Laiz Marro recomienda esta técnica en parejas que no han obtenido buenos resultados con la inseminación artificial, que presentan baja calidad de espermatozoides o baja reserva ovárica, o en mujeres que presenta alguna obstrucción en las Trompas de Falopio.
  • Ovodonación: este tratamiento se recomienda a mujeres que no han conseguido quedarse embarazada a causa de su fertilidad, ya sea por la edad o patologías ovocitarias. Se basa en inseminar un ovocito de donante con el esperma del varón de la pareja o un donante. Según nuestra especialista en Donación de Óvulos, la Dra. Calatayud Lliso, este tratamiento es el más efectivo, con una tasa de embarazo casi del 80%.
  • Embriodonación: consiste en transferir al útero de la mujer embriones congelados de otras parejas que han realizado una FiV de manera exitosa. El centro Institut Marqués es una referencia a nivel nacional de la transferencia de embriones por su gran cantidad de éxitos. Se utiliza en casos en los que la Fecundación in Vitro no ha dado buen resultado o en madres solteras.
  • Preservación de la fertilidad: este tratamiento está en auge en los últimos años, y es que se utiliza en pacientes que no desean ser madres en el presente pero sí quieren serlo en el futuro. Así, se congelan óvulos obtenidos de una estimulación ovárica, para poder implantarlos más adelante.

¿Cuál es el mejor momento para concebir? Calcula tu fertilidad

 

En todo ciclo menstrual existen varios días, que son aquellos que acompañan a la ovulación, en los que hay una mayor probabilidad de quedarse embarazada. Según el experto en Reproducción Dr. Díaz Bachiller, para poder calcular los días fértiles de cada mes es fundamental conocer el propio ciclo menstrual: en las mujeres que cuentan con ciclos menstruales regulares (de 28 días), la ovulación se da el día 14 del ciclo. El ovocito tendrá una supervivencia de 48 horas y los espermatozoides algunos días más, así que los días fértiles serán los cuatro anteriores y los dos posteriores a la ovulación.

Cuando la mujer tiene un ciclo regular, una forma sencilla de calcular los días más fértiles es restar entre 12 y 16 días al primer día de la siguiente menstruación, los cuales corresponderían a los días de fase postovulatoria.

 

Compartir

Leave a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *